Crónica de la jornada Secosauria

…y los secosaurios, por fin, volvieron a Seco. Con la incertidumbre que solemos tener antes de estos eventos (siempre pueden venir entre 10 y 200 personas), desde las 19 h pudimos ser testigos de reencuentros, abrazos, “qué tal te va la vida”… porque aunque, en buena parte de los casos, los secosaurios han mantenido lazos, siempre hay alguien a quien hace siglos que no ves.

La foto de familia

La jornada se dividió en 5 partes, correspondiendo cada una a 5 momentos significativos de la historia de Seco 

Los encargados de trasladarnos al inicio de los tiempos fueron Nacho y Antonio quienes, tirando de memoria y ayudados por algunos compas, reconstruyeron la formación del colectivo Adelfas Joven, la okupación del colegio Juventud, aquellas primeras jornadas de curro y de asambleas infinitas..

El Jevi y Jaime abren la segunda etapa, en la que Seco, tras un cierre temporal en el que l@s secanos aprovecharon para conocer otros mundos como Vallekas, resurge de sus cenizas (en una ocasión, literalmente), y se vuelve a llenar de vida y mesas de ping pong. Aparece uno de los hilos conductores de la historia de Seco en el barrio: las fiestas de Primera etapaSan Juan, de las que todos coinciden en afirmar que, en realidad, son una red de captación de nuevos secanos.

IMG_-23

Seco cuenta, desde el principio, su historia entretejida con la del barrio. Así llegamos a la etapa que denominamos “la del PUA (Pan Urbanístico Alternativo)”, ya que l@s secan@s entraron de lleno en la pelea por la remodelación del barrio de las Californias (como ya había ocurrido anteriormente con reivindicaciones como la de los cuarteles), lo que supuso una primera MuIMG_-19danza Rosa y el realojo de Seco en Arregui y Aruej.

 

 

 

 

 

 

 

 

Pablo Ascasíbar y Pablo Torija, trajeron, a la memoria de todos, aquellos últimos días del primer Seco.

Y ya nuevamente instalados, comienza una nueva etapa, guiada por María y Miguel, en la que aparecen actores como COVIJO o la RECADE, la ODS, Mujeres de Retiro o Kigsaí, que dan lugar a una amalgama de actividades y a una acumulación de cosas de lo más variopinto en el almacén ( hemos regalado un nuevo concepto al mundo: el del “Diógenes colectivo”, o cómo personas aparentemente sin trastorno alguno a nivel individual son capaces de convertir un espacio colectivo en un sindiós). Entre tanto, nos llegan saludos desde Mexico, desde Zaragoza o desde lugares remotos de twitter, que emocionan a los presentes.

Recordamos a colectivos que nos han acompañado yIMG_-32 nos acompañan, como la Cofradía Marinera, la Bicicrítica o Agora Sol, y hablamos mucho más de las fiestas del barrio, de nuestra afición a pasar(nos)lo todo por la plancha y de eso tan secano que es defender la alegría como un derecho.

IMG_-35Y llegamos a la quinta etapa, contada por Isa y Guille, con su segunda mudanza rosa, su eterna majadería como herramienta de transformación y las ganas de seguir creciendo y moviéndonos. Seco sigue siendo, después de 25 años, un espacio vivo y en construcción, que toma la forma de las personas que lo habitan, aunque su color siempre sea el “rojo poco saturado”. Nuestra historia se cuenta a partir de las historias de las personas que nos reunimos el viernes (nombrar a todas sería difícil tarea) y de muchas otras que, de una forma u otra, siguen llevando a Seco en sus corazones.

A todos y a todas, GRACIAS. Seco ha sido, es y seguirá siendo gracias a vosotr@s. Que no pasen otros 25 años antes de que los Secosaurios vuelvan a casa.

Podéis ver todas las imágenes del evento aquí